La planta de SanCor en Sunchales quedó literalmente militarizada por fuerzas policiales y parapoliciales

Novedades Julio Decima Julio Decima
policia-sancor

El cuerpo de delegados de la Asociación de Trabajadores de la Industria Lechera (Atilra) en la cooperativa SanCor denunció que los directivos "militarizaron las instalaciones" de la planta ubicada en Sunchales, Santa Fe. Según los trabajadores la decisión tiene como único objetivo el "ahogar la protesta". Los delegados responsabilizan de lo que puede ocurrir no sólo a la empresa sino también al gobierno de Maximiliano Pullaro ya que los efectivos están presentes en la planta fabril por decisión del Ejecutivo provincial.

En esta planta láctea se desarrolla un largo conflicto laboral que hasta el momento la tradicional empresa no resolvió. En ese contexto, y ante la continuidad de las protestas de los trabajadores, el gobierno de Santa Fe dispuso la presencia de personal policial en el interior de la planta. 

"La planta de SanCor en Sunchales quedó literalmente militarizada por fuerzas policiales y parapoliciales que llegaron para reprimir la protesta de sus trabajadores que reclaman el pago de sus haberes y los aportes jubilatorios", señaló hoy el cuerpo de delegados a través de un comunicado. 

El gremio difundió también un video en el que se ve a efectivos de la Policía santafesina, armados, en el interior de la planta láctea. “Así aprietan los directivos de SanCor a sus trabajadores para impedir que reclamemos por nuestros derechos laborales con armas de fuego y fuerzas policiales y parapoliciales sin identificación”, advirtieron en un comunicado. También señalaron que "están acá provocando a los trabajadores para poder justificar la represión. No les tenemos miedo y no le vamos a dar el gusto".

Según el ministro de Trabajo de la provincia, Roald Báscolo, el envío del personal policial tiene por objetivo garantizar el derecho laboral de los empleados que no adhieren a las medidas de fuerza y, sin explicar las razones, también la de los huelguistas.

"Nosotros respetamos el derecho a huelga habiendo planteos de trabajadores que no cobraron la totalidad de su salario", dijo luego de recorrer la planta la semana pasada. "Pero también respetamos el derecho a trabajar de aquellos que quieran hacerlo", agregó el funcionario provincial en esa oportunidad.

El cuerpo de delegados recalcó que el ministro Báscolo toma esta medida a pesar por iniciativa de la empresa y, afirmaron, "hizo la vista gorda al no aplicar sanción alguna a la Cooperativa, infractora por la falta de pago de haberes y los aportes correspondientes".

En el comunicado, los trabajadores invitan "al público en general, a periodistas y al poder político decente y honrado" a pasar frente a las puertas de SanCor y "comprobar que no existe ningún bloqueo" que afecte la actividad de la cooperativa tal como habían denunciado los directivos de la Cooperativa.

 Los trabajadores denunciaron que la presencia policial en la planta es parte de un plan de amedentramiento. En ese sentido, recordaron que la semana pasada tres diputados nacionales del PRO, Verónica Razzini, Alejandro Bongiovanni y Gabriel Chumpitaz, se presentaron en la sede central de SanCor y, según los delegados-- amenazaron a los trabajadores en conflicto calificándolos de “delincuentes” y afirmando que “no van a parar hasta verlos en la cárcel”.

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email