Chatea con nosotros, impulsado por LiveChat

Casación rechazó el pedido de Cristina Kirchner de recusar a fiscales y jueces de la causa Vialidad

General Por Télam
EL PAÍS
abogado-cfk.

La Cámara Federal de Casación Penal rechazó este miércoles un planteo formulado por la defensa de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner en el que se reclamaba el apartamiento de los fiscales y algunos de los miembros del tribunal del juicio Vialidad. Las pruebas de la relación entre los funcionarios que llevaron adelante la acusación y los magistrados estaba a la vista: tal como reveló Página/12, el fiscal Diego Luciani y el juez Ramiro Gimenez Uriburu jugaban en el mismo equipo de fútbol, denominado Liverpool. ¿La cancha de los partidos? La quinta de Los Abrojos, propiedad del expresidente Mauricio Macri.

La Sala IV del máximo tribunal penal del país resolvió "no hacer lugar a la queja interpuesta por la defensa particular de Cristina Fernández de Kirchner", según se expone en la resolución de tres páginas que lleva la firma de los jueces Mariano Borinsky, Gustavo Hornos y Javier Carbajo.

Al rechazar la queja presentada por la defensa de la expresidenta los jueces de Casación sostuvieron el hecho de que demostrar el vínculo fraternal y futbolísitico entre juez y fiscal "no ha logrado demostrar la arbitrariedad de los fundamentos expuestos en la resolución interlocutoria impugnada". 

El abogado de la Vicepresidenta, Carlos Beraldi, había reclamado que Casación evalúe las recusaciones presentadas contra los fiscales del caso y contra algunos de los miembros del tribunal, luego de que trascendieran vínculos entre algunos de ellos y visitas a la Casa Rosada durante el gobierno de Mauricio Macri.
 Los cuestionamientos, por motivos distintos según cada caso, habían sido formulados hacia los fiscales Diego Luciani y Sergio Mola y contra los jueces Rodrigo Giménez Uriburu y Jorge Gorini.

Beraldi expuso una serie de elementos que, según su criterio, generan temor de parcialidad en relación a los magistrados que intervienen en el proceso, como el hecho de haberse enterado a través de este diario que el fiscal Luciani y el juez Giménez Uriburu comparten un equipo de fútbol llamado La Liverpool que disputó encuentros en la quinta Los Abrojos, de la familia Macri.

"El juez Gorini y el juez Giménez Uriburu también visitaban a la Lic. (entonces Ministra de Seguridad, Patricia) Bullrich, incluso cuando ya tenían a su conocimiento las presentes actuaciones", recordó el abogado de la expresidenta en otro tramo del recurso que había presentado.

"¿Qué hubiese sucedido si se hubiesen dado a conocer fotografías en las cuales los miembros del Tribunal hubiesen aparecido jugando al fútbol con las personas que están siendo juzgadas en este proceso? Sin lugar a dudas, estaríamos en presencia no sólo de un escándalo nacional, sino también ante la inmediata promoción de una causa penal y de un juicio político en contra del juez que habría desarrollado tal conducta", afirmó Beraldi.

Cómo sigue la causa
El juicio oral en la causa Vialidad tuvo este martes el alegato final de la defensa del empresario Lázaro Báez, quien tiene un pedido de condena de 12 años de prisión por parte de la fiscalía en la causa que investiga si fue beneficiado con la asignación de obra pública en Santa Cruz entre 2003 y 2015.

Al finalizar su alegato de tres días, la defensa de Báez demolió el alegato de los fiscales Sergio Mola y Diego Luciani, y pidió la absolución del dueño de "Austral Construcciones" y la nulidad parcial de las acusaciones en su contra.

"Se contó un relato que ya estaba instalado mediática y políticamente pero no se sustentó en prueba. La Fiscalía pidió que le creamos ese relato", advirtió el abogado Juan Villanueva ante los jueces Jorge Gorini, Andrés Basso y Rodrigo Giménez Uriburu.

El defensor reafirmó que "no existió ninguna administración fraudulenta, no existió tampoco ningún perjuicio al Estado; la hipótesis del Ministerio Público Fiscal no solamente resultó falsa, sino que es contraria a las leyes de la ciencia y la lógica y especialmente a la prueba de este debate".

"Se probó los kilómetros y kilómetros de rutas construidas; jamás se pagó algo que no se hubiese hecho", agregó y exhibió las fotografías de las obras como prueba. Asimismo, la defensa demostró que las tomas de cada una de las rutas estaban en carpetas del expediente en las que constaban las auditorías que se hicieron.

“La fiscalía fracasó. Ni siquiera leyeron la causa, no vieron toda la documentación, no vieron las fotos de lo construido. Ustedes, señores jueces, no pueden avalar el relato de los fiscales, falso en todo”, concluyó la defensa.

Báez está acusado por supuesta "asociación ilícita agravada por su calidad de organizador y partícipe primario de administración fraudulenta agravada por haber sido cometida en perjuicio de una administración pública".

El juicio de Vialidad, que se inició hace más de tres años, tiene a 13 imputados. Una vez que termine la etapa de alegatos, será el momento de ejercer el derecho a réplicas y dúplicas por parte de las partes, si es que las hay.

Luego se fijará un cronograma para últimas palabras y, finalmente, la fecha del veredicto, que se evalúa dar a conocer antes de fin de año.

Te puede interesar