Los gobernadores de Sur fortalecen su alianza y van a la convocatoria de Milei con agenda propia

Actualidad
gobernadores-del-sur

Por: Verónica Benaim

En una larga jornada en el Hotel Rayentray de la localidad de Puerto Madryn se desarrolló este jueves la segunda cumbre de gobernadores de la Patagonia. Desde la provincia de Chubut, los mandatarios provinciales firmaron una declaración para consolidarse legal y discursivamente en la defensa de los recursos de la región. Se acordó impulsar un Plan Regional de Desarrollo Productivo y se fijó un próximo encuentro para el 1 y 2 de abril en Tierra del Fuego.

El anfitrión fue el primer mandatario de Chubut, Ignacio “Nacho” Torres, quien recibió a sus pares provinciales de La Pampa, Sergio Ziliotto; de Neuquén, Rolando Figueroa; de Río Negro, Alberto Weretilneck; de Santa Cruz, Claudio Vidal; y de Tierra del Fuego, Gustavo Melella. En el marco de la Asamblea de Gobernadores de la Región Patagónica, los sureños confirmaron su asistencia a la Casa Rosada a la reunión que convocó el presidente Javier Milei para este viernes y anticiparon el rechazo en conjunto a la intención del Poder Ejecutivo de restituir el Impuesto a las Ganancias en la cuarta categoría.

En ese sentido, el gobernador de Santa Cruz Claudio Vidal afirmó: “El trabajo no tendría que pagar Ganancias. La salida pasa por otro lado. En el caso de la Patagonia le damos mucho al país y recibimos muy poco. Si somos conscientes del gran potencial que tenemos y realmente tenemos una mirada productiva de desarrollo, salimos en adelante en poco tiempo”

Las provincias patagónicas nuclean una porción importante de trabajadores petroleros y portuarios, con salarios por encima de la media, y volvieron a marcar su diferencia con las del Norte respecto a la posibilidad de que el Gobierno Nacional vuelva a implementar el impuesto a las Ganancias.

Respecto a la convocatoria de Casa Rosada, insistieron en estar de acuerdo a la búsqueda de acuerdos, pero no a las imposiciones. Uno de los discursos más duros fue el de Weretilneck quien en la conferencia de prensa disparó: “No me gustan las estafas mediáticas. Se nos quiere hacer responsables a las provincias de situaciones en las que no tenemos responsabilidad, como la deuda pública o el déficit, cuando todas las provincias tuvimos superávit en 2023”. “Vamos a defender los valores del federalismo porque somos preexistentes a la Nación. La mayoría de los gobiernos funcionan porque generamos energía, tenemos pesca, recursos turísticos. Nadie nos puede venir a decir que nosotros somos culpables cuando desde la Patagonia se dan un montón de soluciones”, agregó.

 En el medio del encuentro, los sureños hicieron la foto de familia en el monumento del indio ubicado en la playa de la localidad balnearia y almorzaron en ALUAR, la principal empresa productora de aluminio en el país. Durante la jornada, los mandatarios provinciales trataron una agenda vinculada con la transición energética, el hidrógeno verde, el fomento de la inversión privada y la continuidad de las obras públicas con fondos provinciales, con el fin de garantizar el sostenimiento de los puestos de trabajo en la región.

La declaración de Puerto Madryn
El documento que firmaron los gobernadores resalta que “la Patagonia aporta a la economía nacional el 98% del gas, el 87% de petróleo, el 71 % de la energía eólica y el 27% de la energía de hidroeléctricas”. Destaca que la región “concentra en su mar adyacente el grueso de las capturas pesqueras, y en sus puertos la mayor parte de los desembarcos de ese recurso”.

Además pone de relieve que las provincias del Sur cuentan también “con los principales destinos turísticos del país, exportaciones diversificadas de recursos agrícolas, ganaderos y forestales”. Y señala que la Patagonia “tiene un potencial que le permite un desarrollo sostenible por lo que necesita desplegar una infraestructura acorde”, refiriendo además que “el ajuste fiscal por sí solo no garantiza desarrollo: la producción, la inversión y el empleo deben estar en la agenda de los gobiernos”.

Por tanto “si la determinación política del gobierno nacional es desertar en sus obligaciones en esa materia, cuanto menos debe reponer un esquema de coparticipación federal de impuestos acorde a esas responsabilidades, y a tono también con el mandato constitucional que establece que toda transferencia de competencias, servicios o funciones, debe venir acompañada de los correspondientes recursos”, dice el documento.

Ziliotto celebró el debate sobre el federalismo fiscal. “Tenemos que entender qué significan estas 2 palabras: desarrollo en cada rincón de la Argentina; igualdad de oportunidades. Debemos discutir distribución de recursos y distribución de responsabilidades. Nosotros no queremos recursos que pertenecen a otro. Queremos recuperar lo que nos pertenece. Queremos un Estado federal con provincias fuertes”.

Como adelantó Tiempo, el proyecto apunta, entre otras cosas, a suplir la ausencia del Estado Nacional a la hora de ejecutar las obras de infraestructura fundamentales que requieren las provincias firmantes, especialmente en lo que respecta a la materia energética, vial, portuaria, aeroportuaria y en lo que refiere también al transporte gasífero. “Hoy estamos creando una Agencia de Desarrollo Patagónico que nos va a permitir generar más trabajo y garantizar también el ingreso de más divisas y eso mismo lo deberíamos replicar en todo el país porque la Argentina para salir adelante necesariamente tiene que mirar al Sur y a todo el mal llamado interior de nuestra Nación”, señaló Torres.

Asimismo, dejo la puerta abierta para ampliar los encuentros de los mandatarios del Sur y sumar a otros gobernadores de otras regiones del país. Según pudo saber Tiempo, hay conversaciones del gobierno de Chubut con el de Santiago del Espero que encabeza Gerardo Zamora.

En la conferencia de prensa, Torres indicó que “además de hermanarnos con toda la Patagonia también podamos hermanarnos con el resto de las provincias del país para que podamos encarar con recursos propios y de manera innovadora las obras de infraestructura fundamentales que necesitan las poblaciones de nuestra región, como hicimos ya con Río Negro y Neuquén, cuando nos hicimos cargo, entre los tres gobernadores, de la instalación de plantas de compresión de gas que correspondían a Nación”.

En la ajetreada jornada también se designó a Torres como presidente del Tratado de la Región Patagónica en sintonía con lo establecido por el artículo 124 de la Constitución Nacional, que habilita a las provincias a la creación de regiones para el desarrollo económico y social. También, bajo el recuerdo de que la Región Patagónica fue la primera creada en este marco mediante el Tratado de Santa Rosa, La Pampa, de 1996.

La intención de los gobernadores es reforzar este marco constitucional ante el permanente menoscabo de la masa coparticipable por parte del gobierno de Javier Mlilei, después de la retenciónde una parte de la coparticipación de Chubut que llevó adelante recientemente el Gobierno Nacional.

En la búsqueda de protección legal, los gobernadores patagónicos anunciaron que el próximo 18 de marzo, en la sede de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), se realizará el lanzamiento del Consejo Patagónico de Desarrollo Económico, a fin de desplegar y enriquecer el potencial de los territorios en materia de productividad, comercio exterior e innovación tecnológica.

Fuente Tiempo AR

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email