Pullaro: a un mes de iniciada su gestión, "Las cuentas están muy mal”

General Gsf
pullaro-unmes

Seguridad, educación y producción. A un mes de iniciado su mandato el gobernador Maximiliano Pullaro destacó los tres principales lineamientos sobre los cuales viene haciendo foco en la gestión. Mientras transcurre la mesa de negociación paritaria con los docentes apuntó contra al nivel ausentismo y los recursos que se van en pagar reemplazos: “Nadie resiste con un 32% de ausentismo, eso lo vamos a corregir”. También remarcó que recibieron una provincia con un déficit de 200 mil millones de pesos y acusó al gobierno de Omar Perotti de tener “una o dos masas salariales” desvalorizándose en cuentas a la vista del banco. Además se refirió al primer búnker derrumbado este jueves en Rosario, tras la aprobación de la Ley de Narcomenudeo en la provincia: “Nosotros no tomamos a esas personas como víctimas sino como delincuentes. Vamos a ir a fondo y van a pagar por el delito que cometieron”.

El mandatario provincial realizó este jueves un balance del primer mes de su gestión. Primero habló temprano en la Casa de Gobierno de Santa Fe, para luego trasladarse a Rosario donde participó de la presentación del programa “Sumergite en Acua-Verano”, en el Acuario del Río Paraná. En conferencia de prensa, Pullaro compartió con los medios locales un panorama de las principales medidas tomadas durante sus primeros días como gobernador, enfocadas en tres ejes: seguridad pública, educación y la defensa de los sectores productivos de la provincia.

En lo que refiere a materia de seguridad, Pullaro destacó que desde que inició su gestión hay “cinco veces más” móviles operativos en la calle, lo que generó una mayor cantidad de secuestro de armas de fuego por día. También remarcó la reanudación de las investigaciones criminales complejas y la determinación de controlar el servicio penitenciario y la cárcel para el control del crimen. “Creo que eso nos puede dar un importante avance, aunque todavía no estamos conformes con lo que es la gestión en materia seguridad”, evaluó.

En cuanto a la parte educativa, el gobernador aseguró que se tomaron “decisiones muy importantes” como la eliminación del sistema de avance continuo en algunas escuelas, que no contemplaba la repitencia. Al mismo tiempo, celebró que las negociaciones paritarias con los gremios docentes hayan comenzado la primera semana de enero, para tener un mayor margen de debate y evitar perder días de clases. Sin embargo, en declaraciones previas desde Santa Fe, Pullaro cuestionó los niveles de ausentismo y los recursos que destina la provincia en el pago de reemplazos, lo que podría tener repercusiones en la negociación con los gremios.

“Nadie resiste con un 32% de ausentismo, eso lo vamos a corregir. Porque del total, solo un 7% tiene carpetas médicas, hay un 25% que tenemos que ver el motivo por el que faltó”, sostuvo respecto a los números que  dieron a conocer los equipos técnicos de la provincia. “El 25% de los recursos del Ministerio de Educación se fueron en pago de reemplazos. Sin estigmatizar al docente, es el sistema que hay que corregir. Porque si resolvemos eso podemos pagarle mucho más a los que trabajan y se esfuerzan. Desde ese lugar queremos discutir”, añadió.

Por otra parte, se refirió a la defensa del sector productivo santafesino, sobre todo a partir de las diversas instancias de diálogo con el gobierno nacional para revisar algunas medidas que iban en contra de los intereses de la provincia. Puntualmente focalizó en la modificación de las legislaciones que regulan en materia de biocombustibles, que generó el rechazo de los pequeños y medianos productores locales. “Fue una medida equivocada a nuestro criterio”, expresó y agregó: “El debate que puso la provincia de Santa Fe hizo que hoy tengamos una ley mucho mejor de la que teníamos”.

Finanzas

En su conferencia en Rosario, Pullaro también se refirió a los números de la provincia y aseguró que las cuentas “están muy mal”. Recordó que Santa Fe finalizó el 2023 con un déficit que ronda los 200 mil millones de pesos, lo que representa un 10% de los recursos que tenía la provincia para gastar en un año. A ese panorama se le suma la eliminación del impuesto a las ganancias por parte del gobierno nacional, que implica para Santa Fe dejar de percibir una masa salarial en concepto de coparticipación y al recorte de programas nacionales que representan unos 120 mil millones de pesos en transferencias de Nación. 

“Comparativamente con las finanzas del año pasado, estamos alrededor de tres masas salariales para abajo. Con lo cual, la situación financiera de la provincia es sumamente compleja”, sostuvo el gobernador. “Nos encontramos con un gobierno que durante mucho tiempo dejó de gestionar. Con edificios públicos caídos y la infraestructura en muy mal estado de comisarias, hospitales y escuelas”, agregó. 

En ese sentido, consideró que hubo recursos que deberían haberse volcado a infraestructura y que “se malgastaron” o bien “perdieron valor” a partir de decisiones tomadas en la gestión anterior. “Fue un gobierno que tuvo una o dos masas salariales en el banco perdiendo valor con una alta inflación. Ni siquiera con dineros en plazo fijo, sino con cuentas a la vista”, explicó y añadió: “Yo no lo tomo como algo de inoperancia. Digo que cuando tenés faltas de equipos y de gestión, no sabes hacia dónde ir”.

 Tumbando bunkers

El gobernador además hizo mención a uno de los hechos de la jornada: el derrumbe del primer bunker en Rosario, luego de la aprobación en la Legislatura de la Ley de Narcomenudeo, que da competencia a la Justicia y las fuerzas de seguridad provinciales, para involucrarse en ese tipo de investigaciones, así como también avanzar en el desmantelamiento de los puntos de venta de drogas en pequeñas cantidades. En el balance de este jueves, Pullaro consideró que avanzar con el narcomenudeo no va a terminar con la problemática del narcotráfico, pero significa un avance en materia de seguridad.

“Ese delincuente que durante muchos años fue tomado como una víctima del sistema, o como un perejil, hoy para el Estado es un delincuente. Es una persona que está enfermando a las personas del barrio y que, en función de los consumos problemáticos que se generan a través de los puntos de venta de droga, se dan muchos delitos contra la propiedad. El robo de celulares y de carteras tiene que ver en muchas oportunidades con los consumos problemáticos que se generan ahí. Vamos a ir a fondo y van a pagar por el delito que cometieron”, evaluó.

 Por último, consideró que en lo que va de gestión se modificaron las condiciones de detención de los presos de alto perfil, lo que le valió una serie de amenazas contra su figura. Y apuntó contra la gestión anterior por permitir que las organizaciones criminales “durante cuatro años hicieron lo que quisieron” en la cárcel. “Tenían visitas permanentemente, tenían PlayStation, ingresaban estupefacientes y desde allí organizaban todos los delitos”, aseguró. “Esto se terminó y esa reacción generó un impacto en las organizaciones criminales que me amenazaron a mí y a mi familia”, resaltó. 

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al newsletter para recibir periódicamente las novedades en tu email