Chatea con nosotros, impulsado por LiveChat

Sorpresa en medio de la crisis: el auto eléctrico Tito ya vende más que varias marcas premium

auto-tito

A pocos meses de concretarse los primeros patentamientos del auto eléctrico Tito fabricado en San Luis, el crecimiento de este modelo es más alentador que el de grandes automotrices con larga trayectoria en el mercado automotor global.

De acuerdo a las ventas de Coradir, la empresa que lo fabrica, en julio se patentaron 23 unidades de Tito, un número que lo posiciona por encima de marcas que, entre todos sus modelos, no llegan a las dos decenas.

 
Entre ellas se encuentran las chinas Shineray, con 17 unidades; Foton con 14; Changan con 13; Baic y Haval con 8; y Faw con 2, entre otras. También le gana a las automotrices premium, que entre todos sus modelos, Lexus vendió 19 unidades; Volvo 16 unidades; Subaru 12; Mitsubishi 11; y Mini 9.

 Tito, el auto eléctrico, patentó 23 unidades en julio 

Aunque es un pequeño city car para circular solo en la ciudad, Tito está siendo una sorpresa incluso para su fabricante, quienes consideran que los bajos costos de mantenimiento y el ahorro entre cargar la batería y llenar un tanque de combustible, con una relación 1 a 10 en beneficio del primero, son algunas de sus ventajas para que se posicione como una opción para todos los días.

Auto eléctrico Tito: agota preventas y suma versiones 

Desde su lanzamiento hace menos de un año, Tito agotó una preventa de 500 unidades de la versión con tres puertas en pocos días. Luego, para seguir apuntalando las buenas expectativas que se generaban entre los clientes, se lanzó la preventa de una serie especial de 50 unidades de un modelo con 5 puertas, también agotada en menos de 48 horas.

 
Todo esto llevó a la empresa a pensar en ampliar la producción, así como la gama de modelos para que se puedan hacer diversas combinaciones de carrocerías y equipamiento, donde la principal diferencia tiene que ver en elegirlo con o sin Aire Acondicionado -AA-; y con baterías con mayor o menos autonomía.

 Tito en versión de 5 puertas. 

De esta manera, Tito se ofrece hoy en dos versiones con una gama de 6 modelos. Entre ellos se puede elegir el Tito S2 100 y el S2 100 AA, que es el de tres puertas con o sin aire acondicionado; y el de Tito de 5 puertas, con una autonomía de 100 km, con o sin AA; y otro combinado con una batería de 300 km, con o sin AA.

Entre otros detalles, Tito está construido con chasis de acero y carrocería de chapa autoportante (sus competidores usan carrocería de fibra, por eso el Tito logró mayor éxito), la batería de Litio de 8kwh y 2000 ciclos de carga para el modelo S5-100 y batería de Litio de 21kwh con 300 kilómetros de autonomía para el modelo S5-300. Cuenta con cinturones de seguridad tanto en asientos delanteros como en las plazas traseras, cierre centralizado a distancia y levanta vidrios eléctricos, entre otras cosas.

Precios del auto eléctrico Tito 

Tito se fabrica en San Luis y ya se vende por Internet o en los concesionarios que se encuentran distribuidos en todo el país.

En cuanto a los precios, el auto eléctrico nacional arranca con la versión S2 con 100 km de autonomía y sin Aire Acondicionado (AA) a u$s16.500 al tipo de cambio oficial del día en que se cierra la operación (hoy $136). El mismo modelo se puede elegir con AA, que sale 17.750 dólares.

En caso de elegir el Tito S5, es decir de 5 puertas, con 100 km de autonomía sale u$s18.000 sin aire acondicionado (AA). La misma versión con con AA, sale 19.500 dólares.

 Tito en los concesionarios: el precio arranca en u$s16.500. 

El modelo de Tito auto con 5 puertas sin aire, y 300 km de autonomía, asciende a u$s22.000, mientras que el de 5 puertas con 300 km de autonomía y AA, asciende a 23.250 dólares.

 
Para comprarlo, se puede hacer con una reserva de u$s200, mediante método digital o depósito bancario. A los 30 días se paga el 20% y cuando se entrega el auto el total.

Autos premium y chinos, complicados por trabas para importar 

Si bien el auto eléctrico Tito es un city car que nada tiene que ver con modelos de marcas premium o chinas, está logrando buena participación en el mercado y tiene la ventaja de fabricarse en el país, por lo cual no sufre restricciones para su producción y ventas.

En el caso de los autos importados, hoy cuentan con muchas complicaciones para ingresar al país, además de su alto precio en dólares, ya que si bien cotizan al valor oficial, actualmente muchos concesionarios piden el dólar billete porque no es fácil reponer esa moneda.

 
Frente a los rivales eléctricos chicos fabricados también en Argentina, como Volt y Sero Electric, también es un éxito por la diferencia de construcción, de mejor calidad y más resistente, además de la autonomía, que ahora es de mayor duración y llega a 300 km.

Te puede interesar